Estilo de Vida

La eliminación de los tatuajes en España crece un 30% entre los tratamientos de láser estético

En los últimos años, el sector del tatuaje ha experimentado un gran crecimiento, consolidándose como una industria en expansión. Sin embargo, cada vez son más, los que con el paso del tiempo, optan por eliminar los tatuajes de su piel.

El auge del arte de la tinta, una mayor aceptación social y los avances tecnológicos han provocado que este sector haya alcanzado niveles de popularidad y reconocimientos globales nunca vistos.

Eso sí, los tatuajes no son para siempre, y borrarlos se ha convertido también en una alternativa atractiva para muchos. Las clínicas estéticas utilizan las últimas tecnologías para eliminar estas marcas en la piel.

Como calcula Lutronic PBS, fabricante especialista en dispositivos láser médico-estéticos, el 60% de las personas que se tatúan se arrepiente de ello y desean borrarlo en menos de cinco años. Así lo corrobora también la Doctora Bonina, de la clínica de Medicina estética Bonina: "En los últimos años, el número de personas que acuden a borrar diseños de su piel ha crecido un 30%. De hecho, se ha convertido en una solicitud muy frecuente mujeres de entre 35 y 50 años que acuden al centro a eliminar tatuajes que se hicieron durante la juventud que ya nos les representan" explica esta especialista.

Para la eliminación de tatuajes, se emplea el láser Q- Switch, que con su tecnología hiperresonador ofrece unos pulsos ultracortos que permiten romper la unión entre la tinta, por lo que las células del organismo pueden reabsorberse y eliminarse de forma natural.

"El homogeneizador radial asegura una distribución uniforme de la energía. El número total de sesiones depende de múltiples factores: como el cuerpo de cada persona, sus macrófagos y su sistema linfático son distintos al resto. Por ejemplo, los tatuajes oscuros (negro o azul) suelen necesitar entre 5 y 10 sesiones. Entre cada sesión, debemos esperar un mes o mes y medio para que la tinta se termine de degradar y el cuerpo la elimine por el sistema linfático", explica la doctora.

Factores para tener en cuenta

A la hora de eliminar un tatuaje existen diferentes factores, que pueden influir en la facilidad y el grado de eliminación del mismo.

El color y los pigmentos. Algunos colores de tinta responden mejor a los tratamientos de eliminación. Los pigmentos oscuros, como el negro y el azul, suelen ser más fáciles de eliminar. Sin embargo, aquellos colores más claros, como el amarillo y el verde, entrañan más dificultades.

Profundidad y calidad del tatuaje. Los tatuajes profesionales, realizados con una técnica adecuada y una penetración uniforme de la tinta en la piel, son generalmente más fáciles de eliminar, que otros más caseros o intentos aficionados, que pueden tener una aplicación desigual o una profundidad irregular.

La ubicación del tatuaje. Los tatuajes en áreas con una mejor circulación sanguínea, como los brazos o las piernas, tienden a responder mejor a los tratamientos de eliminación vía láser.

"Además, si la persona es fumadora, necesitará más sesiones. Se ha demostrado que toxinas, como la nicotina, el monóxido de carbono o el cianuro de hidrógeno, aumentan el tiempo de cicatrización de las heridas. Por ello, resulta crucial considerar todos estos factores por parte de los profesionales, para ofrecer los mejores resultados, de forma rápida y segura", subraya Javier Domínguez, Vicepresidente de Lutronic PBS, fabricante del láser Hollywood Spectra.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud