Estilo de Vida

Acné, granitos e irritación: todo lo que debes saber del SKIN PIE

No, el SKIN PIE no es una 'tarta de piel'. Se refiere a una de las consecuencias más habituales después de tener granitos esporádicos o acné. Cuando uno ve escrito el concepto Skin Pie le puede recordar a otros como el de Apple Pie, por ejemplo, que se refieren a los tradicionales pasteles de manzana americanos. Sin embargo, aquí la palabra 'Pie' no hace referencia a tan afamado dulce, sino que es un acrónimo de Post-inflammatory Erythema, concepto internacional para referirse a la inflamación irritativa que aparece después de determinados procesos de acné o tras un período esporádico de granitos, quizás ante determinados picos hormonales.

El SKIN PIE es un tipo de irritación que puede aparecer en forma de rojez e incluso acompañada de cierta hinchazón. "Suele presentarse después de un granito en la piel o cuando cometemos el error de tocarnos dicha imperfección. Se trata de una rotura de micro vasos sanguíneos que, durante un período corto de tiempo, se presentan en forma de eritema, revelando una irritación rojiza", explica Raquel González, cosmetóloga y directora de formación de Perricone MD.

¿Es lo mismo que la pigmentación post inflamatoria?

No, son reacciones diferentes. De hecho, en inglés, la hiperpigmentación post inflamatoria también tiene sus propias siglas: PIH, de Post-inflammatory Hyperpigmentation. "En esta ocasión, el concepto se refiere a la mancha producida por un exceso en la producción de melanina en la zona del granito, hecho que surge como respuesta de la piel ante la inflamación producida por el acné. La piel entiende que está más débil y, para protegerse, produce más melanina", argumenta Sonia Ferreiro, biotecnóloga, cosmetóloga y responsable técnica de Ambari.

¿Cómo diferenciar el SKIN PIE del SKIN PIH?

Las expertas dicen que la clave está en hacer un test de presión. ¿Qué significa esto? "Que debemos aplicar un poco de presión con nuestro dedo en la zona donde percibamos una mancha. Si desaparece de forma momentánea, significará que hay una constricción sanguínea y estamos ante un eritema. En cambio, si la mancha permanece, se tratará de un caso de hiperpigmentación post inflamatoria", explica Bella Hurtado, directora técnica de Boutijour en España.

¿Se tratan igual el SKIN PIE y el SKIN PIH?

No. De hecho, el proceso de tratamiento es completamente diferente. En un caso de hiperpigmentación post inflamatoria "contaremos con una rutina rica en principios que promuevan la regeneración de la piel, en forma de ácidos exfoliantes, retinoides, la vitamina C y los factores de crecimiento, sobre todo", explica Estefanía Nieto, directora técnica de Omorovicza.

En cambio, cuando nos enfrentamos a un eritema o a un caso de Skin Pie, lo que deberemos es aportar a la piel ingredientes que la calmen y que ayuden a una mejor circulación. Entre ellos, "podemos hablar de calmantes como la niacinamida, el gluconato de cobre, el cobre PCA, el CBD o la centella asiática. También nos encontramos aliados interesantes, como la teprenona, un activo patentado contra el enrojecimiento que motiva la prolongación de la vida de las células de la piel, mejorando la circulación, la barrera protectora y reduciendo la sensibilidad. También es positiva la vitamina K, concretamente la K2, que refuerza la piel y difumina las rojeces", añade Elisabeth San Gregorio, directora técnica de Medik8. "Por último, ciertos ingredientes de origen natural pueden ayudar mucho, como el bisabolol, la versión cosmetológica de la manzanilla, un antiinflamatorio clínicamente probado que reduce el enrojecimiento y ayuda a calmar y reducir la rojez. Además, ayuda a la piel a absorber otros ingredientes activos de manera efectiva. Por último, debido a sus propiedades curativas, puede ayudar en la regeneración de la piel y la reparación de la piel", nos dice Isabel Reverte, responsable de formación de Rosalique.

Un consejo añadido para el SKIN PIE

Puesto que nos enfrentamos a una piel alterada y sensibilizada, cuando menos se la altere, mejor. "Por ello, conviene simplificar la rutina, usar agua fría en el rostro al lavarlo para aliviar la inflamación, y aplicar los productos de skincare sellando con la palma de la mano, sin masajear sobre el rostro, porque puede acrecentar la irritación", concluye Marta Agustí, experta en cosmetología y responsable técnica de la web Purenichelab.com.

Seis productos para solucionar el SKIN PIE

- Rebalancing Elixir (99 euros), de Perricone MD, es un tónico-suero formulado con CBD puro calmante, así como con un complejo de setas que mejora la barrera de la piel.

- Calmwise Serum (50 euros), de Medik8, es un suero para tratar las rojeces y la irritación con teprenona.

- Rosalique 3 in 1 Anti-Redness Miracle Formula (34,95 euros) está pensada para las rojeces con Alpha Bisabolol, zeolita, urea, pantenol y manteca de karité.

- Boutijour Snow Lotus Lifting Serum (69 euros) incluye también el Alpha Bisabolol y lo combina con loto de nieve y niacinamida.

- Copper PCA Peptides (85 euros), de Medik8, combina cobre PCA, de alto poder calmante y hasta 40 veces más antioxidante que la vitamina C, con péptidos regeneradores.

- Queen of Hungary Mist (69 euros) es una bruma de Omorovicza con poder regenerador a partir de un complejo termal y pectina de manzana, además, no requiere contacto y previene la irritación.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.