Estilo de Vida

Qué día empieza el otoño en España y cuándo tenemos que cambiar la hora

iStock

Por desgracia, el verano ha llegado a su fin. Septiembre es un mes de retomar hábitos y rutinas como ir al gimnasio o comer de forma saludable, y poco a poco, los horarios van recuperando su normalidad. Y aunque el pasado día 1 dio comienzo al otoño meteorológico, aun falta para que el otoño astronómico.

Lea también: Los restos del huracán Danielle alcanzan España: lluvias e intensas tormentas

Esto se producirá en España el próximo viernes 23 de septiembre a las 3 horas y 4 minutos de la madrugada en la península (02.04 en Canarias). Su entrada oficial está marcada por el equinoccio de otoño, es decir, el momento en el que la Tierra está en una posición en la que sus dos polos están a la misma distancia del Sol.

Por tanto, el 23 de septiembre, nuestra estrella saldrá por el punto exacto del este y se pondrá por el punto oeste. Esto no ocurre siempre el mismo día, sino que puede producirse en fechas diferentes, pero siempre entre el 21 y el 24 de septiembre, puesto que el periodo orbital no es exacto.

Y si el verano 2022 tendrá una duración total de 93 días y 16 horas, este otoño contará con 89 días y 21 horas. El 21 de diciembre dará paso al invierno, según los cálculos del Observatorio Astronómico Nacional. 

La fecha al cambio de hora

Como hemos podido apreciar, las horas de sol empiezan a menguar con el paso de los días. Cada día amanece más tarde y anochece más temprano. Esto hace que muchas personas se pregunten por el tedioso cambio al horario de invierno, y lo cierto es que aun faltan algunas semanas para ejecutarlo.

No tendremos que cambiar la hora en los relojes (en este caso deberemos atrasar la hora: cuando marquen las 3.00 horas de la madrugada, volverán a ser las 2.00. Esto será el 30 de octubre, el último domingo del décimo mes del año, como viene ocurriendo desde 1974.

Lea también: ¿Por qué se celebra este martes, 13 de septiembre, el Día Mundial del Chocolate?

Pese a que la tradición es relativamente moderna, cada vez tiene más detractores. La UE continúa debatiendo sobre si es necesario y útil este movimiento a las manijas del reloj o debe dejar a cada Estado a se adapte el huso de verano o de invierno según le sea más favorable social, económica y ecológicamente.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments