Estilo de Vida

Los párpados, grandes olvidados del verano: te contamos cómo cuidarlos

A pesar de que hemos interiorizado la protección solar como un paso más de nuestra rutina diaria, aún hay zonas que dejamos al margen. El párpado es la piel más fina y sensible que tenemos en el cuerpo y según los expertos, deberíamos cuidar esta zona al igual (o incluso más) que el resto del cuerpo.

Protector solar en el contorno de ojos: ¿sí o no?

Gema Cabañero, directora de la clínica antiaging & estética Gema Cabañero, asegura que "la piel alrededor de los ojos es más fina que en el resto del cuerpo y pierde calidad de manera más rápida y visible". Además, con una exposición constante e intensiva a la radiación solar, este problema se acentúa y, según afirma, "esta zona está caracterizada por la aparición de arrugas, líneas finas, ojeras, bolsas, flacidez y decoloración". Por eso es necesario cuidar estas zonas con protector solar y tratamientos específicos.

Antes de aplicar cualquier protector a esta zona debemos tener en cuenta la textura, que debe ser ligera para no irritar, y rica en antioxidantes, para que no resulte incómodo. Además, por supuesto, es de vital importancia que tenga SPF de alto espectro. Una opción es Advanced Day Ultimate Protect Spf50+ de Medik8 (79 euros), una hidratante con un alto factor de protección contra la luz azul, la luz infrarroja, la glicación y la contaminación, asegurando así la mayor defensa de la piel. Logra su acción gracias a su fórmula compuesta a base de enzimas reparadoras del ADN que revierten los daños ocasionados por los rayos ultravioleta. Además, se enriquece con extracto de Marribium Vulgare, Carnosina, Escualeno y ácido hialurónico de peso múltiple activos con alto poder hidratante, antiedad y protectora.

Otra opción es Breathable Concealer Spf30 de Lycogel (35 euros), un corrector ideal para el uso diario y resistente al agua que no solo cuenta con una gran cobertura, sino que también tiene un alto poder antioxidante y filtro protector Spf30 para prevenir el daño oxidativo. Este producto ha sido diseñado con el revolucionario complejo Lyco-Complex, un conjunto de 12 ingredientes activos que trabajan en sinergia para estabilizar los niveles de humedad, oxígeno y nutrientes que la piel necesita para lucir un aspecto saludable.

Arrugas y líneas de expresión

Según Rebeca Gómez, cofundadora de Gloü Organics, "la piel en esta zona presenta una menor densidad que la del rostro y apenas tiene glándulas sebáceas". Es decir, no solo se trata de una piel muy fina y sensible sino que tiene una mayor tendencia a la sequedad y, como consecuencia, a la aparición de arrugas. "Al mantener esta superficie hidratada reduce la profundidad de las patas de gallo y los primeros signos del envejecimiento", advierte Gómez.

Para combatir la sequedad que produce la exposición al sol en verano, el Contorno de Ojos Lifting Intensivo de Gloü Organics (37 euros) es un tratamiento avanzado que actúa sobre la flora cutánea presente en la zona manteniendo así su equilibrio y bienestar. Formulado a base de prebióticos, ácido hialurónico y escualeno de oliva con vitaminas E y C, trata los signos de envejecimiento y devuelve al párpado su hidratación y nutrición natural. Además, tiene una textura idónea que se absorbe con facilidad y aporta una agradable sensación de elasticidad.

Aparición de bolsas

"El sol puede tener efectos adversos sobre la piel, ya que acelera el proceso de descomposición de colágeno haciendo que pierda flexibilidad y mostrando los fluidos que se encuentran debajo de nuestros ojos en forma de bolsa", afirma Alessandra Wilson, técnico de producto de Yanbal.

La crema antiedad para ojos Elixir de Vida de Yanbal (40 euros) reduce visiblemente las bolsas, ojeras y patas de gallo, además de prevenir la flacidez de los párpados. Se compone a base de ácido hialurónico, péptidos y plantas adaptógenas, como el extracto de uva de psico con resveratol y extracto de llantén, que se adaptan a los cambios de la piel y brindan una acción antioxidante para protegerla de los radicales libres, la contaminación y el envejecimiento prematuro además de devolver a la mirada su elasticidad y firmeza habitual.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.