Estilo de Vida

La Policía avisa del nuevo método que utilizan los ladrones para entrar en las casas

Foto: iStock

Una de las máximas preocupaciones que tenemos a la hora de salir de casa, sobre todo en épocas de vacaciones, es si podemos sufrir un robo. Y es que por mucho que mejoren las medidas de seguridad, los cacos se las apañan para confeccionar nuevo métodos que les permitan conseguir su objetivo de colarse en nuestros hogares.

Lea también: Elimina estas aplicaciones de tu móvil inmediatamente si no quieres que te roben tus datos personales

Todo vale para los 'amigos de lo ajeno': desde artimañas tan básicas como romper una puerta o una ventana hasta otras más modernas que utilizan las nuevas tecnologías, utilizando inhibidores de frecuencia (instrumentos ilegales) que consiguen anular los móvil y ciertos tipos de alarmas.

Las tiras de plástico que podrían indicar que quieren robarte en casa

Pues bien, en los últimos tiempos los ladrones han puesto de moda una nueva técnica que consiste en colocar unos testigos de plásticos transparentes entre el marco y la puerta de la entrada a la vivienda. Lo hacen en sitios pocos visibles para que sea casi imperceptible.

Días más tarde, los cacos regresan al piso para comprobar si esas señales continúan o no. De ser así, significaría que los dueños de la casa no están y ellos tienen vía libre para entrar a sustraer nuestras pertenencias. Otra triquiñuela es poner hilos de pegamentos entre el marco y la puerta.

Lea también: La policía alerta de lo que debes hacer si recibes un email como este: "No es un bulo"

La Policía ha lanzado el aviso en redes sociales. Explican que se trata de una variación de los palitos de madera o hilos de lana o celo que las bandas suelen poner en las puertas de las propiedades que quieren robar. También es muy común que manchen de vaselina o cacao las mirillas.

"Si llegas a casa y al abrir la puerta encuentras testigos como estos, podrían estar intentando robarte", avisan las autoridades. "No entres, no toques nada, llama al 091".

¿Qué otras técnicas utilizan los cacos para robar?

Pero existen otros métodos que utilizan los cacos para robar son: el bumping, que consiste en meter una llave maestra en la cerradura, golpearla suavemente y hacer saltar el bombín; el impresioning, con el que los ladrones meten una lágrima de aluminio deformable que consigue una impresión de las muescas de la llave con la que hacer una copia.

Lea también: ¿Eres runner? Ojo a las advertencias que ha hecho la Policía a quienes corren por la calle

El resbalón, por su parte, consiste en introducir una lámina de plástico, tarjeta de crédito o radiografía en el marco de la puerta para abrirla. Ojo también con dejarse las llaves puestas por dentro, ya que los ladrones pueden utilizan imanes para hacer girar la llave desde el exterior. La ganzúa, por último, es más tradicional.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin