Casas Reales

Intrahistoria de un escándalo real: Federico de Dinamarca y Genoveva sabían de la existencia de sus fotos y no evitaron su publicación

La cita para dos entre la ex mujer de Cayetano Martínez de Irujo y el marido de Mary Donaldson el pasado mes de octubre en Madrid desató un tsunami mediático imparable, con consecuencias impredecibles y ciertamente extrañas: frente a la 'desaparición' pública de Genoveva Casanova, la coronación de Federico de Dinamarca como nuevo rey. Un escándalo del que ambos fueron avisados y que no hicieron nada por evitar, tal y como publicamos en primicia.

Fue el pasado 26 de octubre cuando los dos 'amigos' fueron vistos paseando por el parque madrileño de El Retiro para después disfrutar de una cena con espectáculo en el Corral de la Morería. Un plan solo para dos que alargaron en la casa de la mexicana, en el centro de la capital, donde el entonces príncipe heredero pernoctó sin más seguridad que la de sus dos escoltas fuera del edificio. Estos hicieron bien su trabajo e informaron a Federico de Dinamarca de que habían sido descubiertos y grabados por la prensa. Así nos lo hicieron saber fuentes de la embajada danesa en España y lo publicamos el 16 de noviembre en Informalia: "El servicio de seguridad del príncipe Federico fue consciente de que el heredero había sido captado por paparazzi. Su Alteza Real fue informado a primera hora de la mañana del pasado jueves 26 de octubre de que su "actividad" con la mexicana en Madrid había sido fotografiada y tal vez grabada en vídeo".

Tras recibir la información, Federico se puso en contacto con Genoveva para recabar más datos. Algunas fuentes sugirieron que ella trató de paralizar la publicación del reportaje, pero la versión que nos llegó a nosotros es que eso fue lo que ella le contó a él y que en realidad no movió un dedo. Fuentes cercanas a uno de los fotógrafos que hicieron el reportaje explicaron a Informalia que había "voluntad de que ese material fuera publicado y no retirado" y que "solo una cantidad que multiplicara por siete el precio del reportaje" les hubiera llevado a venderlo para que fuera guardado en un cajón. "Querían tener la seguridad de que saliera porque si no se lo hubieran llevado a Hola", insistieron.

Un nuevo rey y una famosa 'desaparecida'

Han pasado casi tres meses desde que se publicara aquella portada de Lecturas que puso a Federico de Dinamarca y a Genoveva Casanova en el centro mediático y continúan sin resolverse las dudas. ¿Por qué no detuvieron la publicación del reportaje? ¿Quién quería que esas fotografías salieran a la luz?

Analizando las consecuencias que el escándalo ha tenido en los dos protagonistas, está claro que hay un beneficiado: Federico de Dinamarca fue coronado como nuevo rey el pasado 14 de enero, tras la abdicación de su madre, la reina Margarita. Y lo hizo, además, junto a su esposa, Mary Donaldson y sus cuatro hijos. Saludaron todos desde el balcón del Palacio de Amalienborg, la vida imagen de una familia unida y feliz.

Genoveva, sin embargo, no puede decir lo mismo. Su círculo afirma que vivió semanas muy complicadas. "Está agobiada" o "Está destrozada" han sido las frases más repetidas. La mexicana se refugió de la tormenta en el palacio de Arbaizenea (San Sebastián), propiedad de su ex marido, y después viajó a Londres (donde viven sus hijos), a Madrid (donde celebró la Navidad) y finalmente México, su tierra natal, donde aseguran que continúa. Casanova ha eliminado sus redes sociales y afirman, además, que el estrés de la situación le ha pasado factura a nivel de salud: "Está delicada y le están haciendo pruebas".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud