Casas Reales

La sombra del racismo estalla en Buckingham: que Meghan y Harry devuelvan su título ya

Endgame, el nuevo libro que ha sacudido los cimientos de Buckingham, ya tiene efectos indeseados. El autor, Omid Scobie, amigo de Meghan Markle y considerado como un portavoz de los Sussex, revela, en la versión holandesa, que hubo dos miembros de la realeza que lanzaron insinuaciones de sesgo racista en torno al color de la piel de Archie cuando la actriz norteamericana estaba embarazada. Uno era Carlos III y la otra royal, Kate Middleton. Una revelación que ha pasado por encima de palacio como un tornado. Pues bien, ahora surgen voces discordantes que urgen a los Sussex que devuelvan su título porque consideran que este caso no supone un avance en derechos por la igualdad sino "un retroceso en las relaciones raciales", tal y como publica The Sun.

"Peón de los Sussex" llama el mencionado diario a Omid Scobie, quien ha vertido todo tipo de despropósitos contra los Windsor. Desde que Guillermo priorizó su lealtad a la Casa y filtró a los medios información negativa sobre su hermano y su mujer, Meghan, con el objetivo de dañar la imagen pública de ambos, hasta describir al heredero como un hombre impulsivo y hambriento de poder."

De Kate también suelta perlas como que "es una persona de bajo rendimiento", además del sesgo racista. Igual que los medios reconocen a Meghan el enorme compromiso que llevó a cabo por la lucha por la igualdad al poner el foco en los prejuicios inconscientes, ahora su amigo escritor le ha hecho un flaco favor a la causa al exagerar un episodio con el objetivo de ganar difusión para su libro.

Tras este título, que viene a ser como el penúltimo seísmo que sacude el palacio de Carlos III y con la sombra de Harry y Meghan detrás, ya hay voces críticas que instan a los duques a que renuncien de una vez a su título y que dejen de representar a una familia a la que tanto daño causan. Según menciona el diario, el ex político Trevor Philips señala que las revelaciones del amigo de los Sussex velan el problema real que es la desigualdad racial.

Fue el presentador británico Piers Morgan el que pronunció el nombre de Kate Middleton en este caso después de que cayera en sus manos una copia Endgame en versión holandesa. El autor relata que la actriz norteamericana envió unas cartas a su suegro en las que aparecía una royal, cuya identidad está oculta. Se da la circunstancia de que en la versión británica los nombres no aparecen y en la traducción al neerlandés, sí. Un descubrimiento accidental para Morgan. La versión en holandés ya ha sido retirada de las librerías.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud