Casas Reales

La última parada de Juan Carlos antes de regresar a Abu Dabi : el emérito viaja hasta Vitoria

  • El padre de Felipe VI ha llegado al aeuropuerto de Vitoria esta mañana 
  • Su visita a España coincidió con la polémica entrevista de Ángel Cristo Jr. 

Fin a su semana de regata en Sanxenxo. Al punto de la mañana, el rey Juan Carlos abandonó la casa de Pedro Campos, donde se aloja durante su estancia en Pontevedra. Minutos más tarde, el padre de Felipe VI llegó al aeropuerto de Vigo, donde se despidió de su amigo. En su jet privado, el emérito aterrizó a media mañana en el aeropuerto de Vitoria: su última parada antes de regresar a Abu Dabi.

Tras su llegada al aeropuerto vitoriano, Juan Carlos bajó del avión apoyado en un bastón. Posteriormente, desalojó las inmediaciones en una furgoneta para desplazarse hasta el centro de la ciudad. Hay que recordar que, el marido de la reina Sofía ya estuvo en Vitoria el pasado 20 de noviembre, cuando hizo una escala antes de volar a Vigo.

Es habitual que el rey emérito visite Vitoria. El motivo de sus estancias en la capital alavesa son unas revisiones médicas en una consulta privada. El pasado mes de abril, después de otro viaje a Sanxenxo, Juan Carlos estuvo un día y medio en Vitoria por cuestiones médicas.

Polémica con Bárbara Rey

Su visita a España ha coincidido con las declaraciones de Ángel Cristo Jr., quien confesó en ¡De viernes! que su madre chantajeó al rey y que este la hacía pagos periódicamente.

Tal y como comentó el hijo de Bárbara Rey, su madre le ordenó que le hiciera unas fotografías con el emérito en actitud cariñosa con la finalidad de chantajearle y recibir algo a cambio: dinero. Unas cantidades que recibía supuestamente la ex vedette en efectivo y que guardaba en su dormitorio. Pero, ¿qué tiene que decir el emérito?

Este sábado por la mañana, ha salido del domicilio de Pedro Campos donde se aloja y ha sido preguntado por este presunto chantaje de Bárbara. Como era de esperar, no ha hecho ninguna declaración, pero sí que ha mostrado una sonrisa en su rostro a todos los que se encontraban en las inmediaciones de la zona.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud