Casas Reales

Belén Esteban y otros frikis en la zona Vip con los Reyes durante una fiesta: en Zarzuela no hizo gracia

El pasado martes 21 de noviembre se celebró la gran noche del diario La Razón, que conmemoraba su 25 Aniversario. La organización del evento fue para algunas celebrities "un caos" que llevó a situaciones tan incomprensibles como que personajes de cierta categoría tuvieran invitación 'de segunda' (zona plata) mientras que Belén Esteban o Marta Riesco tuvieran acceso a la zona Vip (zona azul), y pudiera estar junto a los Reyes y hacerse selfies, como varios compañeros suyos de Sálvame. Cuestión distinta fue el caso de Esther Doña, con invitación a 'zona plata' pero que logró colarse a la zona azul y hacerse fotos con los Reyes. Días después del evento, el run run entre grupos de whatsapp no cesa.

Dos expresidentes del Gobierno, varios presidentes de comunidades autónomas, máximos representantes del Senado e infinidad de políticos, grandes empresarios y numerosas personalidades del mundo de la comunicación y la cultura llenaban la lista de invitados. Y como padrinos de este aniversario, ni más ni menos que los reyes Felipe y Letizia, siempre dispuesta a asistir a un acto repleto de antiguos colegas.

Pero, para el asombro y la perplejidad de gran parte de los presentes, incluidos altos cargos del periódico, allí se encontraron con invitados que no se ajustaban con el perfil del evento que habían organizado y en el que, recordemos, los Reyes de España eran los grandes protagonistas. Se dieron cita los colaboradores de Sálvame y otros personajes televisivos como Mónica Hoyos o Marta Riesco. Y rápidamente estos personajes se lanzaron a la caza y captura de un selfie con Letizia y su marido para poder subirlo a Instagram.

Según cuenta a Informalia un privilegiado testigo, "desde un principio se les vio únicamente interesados en coincidir con los reyes para hacerse una fotografía con ellos. A alguna de esas personas las vi hacerse hueco entre la gente como fuera. Se convirtieron en la comidilla de la fiesta, al menos de los que nos dimos cuenta de eso, porque había tanta gente que era imposible moverse mucho". Pero al final lo consiguieron. Y como no podía ser de otra manera, ni Felipe VI ni Letizia se iba a negar a esas peticiones de selfies, por muy poco que le pudiera parecer, y accedieron a hacerse esos retratos de los que toda España ha hablado: los selfies con Marta Riesco, Belén Esteban, Cristina Tárrega, Mónica Hoyos…

Según cuentan a Informalia, en Casa Real no ha gustado nada ver cómo los Reyes se convertían en carne de selfie con determinadas personas y ver a Marta Riesco grabándose mientras le saludaba a la Reina y le decía "Hola, Letizia, me caes fenomenal y eres guapísima" y luego le pedía un selfie. Los Reyes son personas muy cercanas, pero desde la institución consideran que no están las cosas para que salgan en todos los medios retratados con determinadas personas. Según nos cuentan, consideran un fallo de protocolo enorme que llevó a los reyes a sufrir alguna situación incómoda.

Otras fuentes de La Razón también nos indican que directivos del periódico e incluso del Grupo Planeta, propietario del diario, han expresado la falta de acierto con estos invitados y lo desafortunado que ha sido llevar a los Reyes a tener que hacerse fotografías por educación. Según nos cuentan estas personas, los propios directivos del periódico no se podían creer lo que estaban viendo. Hasta donde indican a Informalia los responsables de la lista de invitados han tenido que dar más de una y más de dos explicaciones sobre el asunto.

Según nos cuenta, hubo empresarios, políticos y otras personalidades que se marcharon ante de lo previsto cuando empezaron a ver tanto jaleo. Los selfies de los reyes con Belén Esteban, Mónica Hoyos y, sobre todo, con Marta Riesco ha sido muy comentado estos días y ha desviado toda la atención de ese 25 aniversario, además de ofrecer una imagen muy distinta de la que el periódico quería haber dado con los reyes como padrinos.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud