Casas Reales

Los daneses, volcados con su princesa Mary: la mujer de Federico reaparece de rojo, el color de la resistencia

Sonrisa estoica y buena cara. Es el lenguaje gestual de Mary de Dinamarca en los actos públicos después de que salieran a la luz las fotos de su marido, el heredero Federico, con Genoveva Casanova paseando por Madrid. Impagable imagen del hijo de la reina Margarita tirando del trolly, desorientado y solo por el centro de la capital. El reportaje ha dado la vuelta al planeta (y seguro que varias veces). Por eso, la discreción de Mary marca toda su agenda. En esta ocasión, escogió un vestido de terciopelo para asistir a un evento en el Ayuntamiento de Copenhague que tuvo lugar este martes 21 por la noche.

La princesa se vistió de rojo, el color de la fortaleza, el poder, el empoderamiento, la valentía, y también, la resistencia. Mary mostró su deseo de protagonismo con este rojo oscuro, que además simboliza el amor y la pasión. Fue en la gala con motivo de la visita oficial de la vicepresidenta de Vietnam, Vo Thi Ánh Xuân, a Dinamarca. La recepción se celebró en la sede del ayuntamiento. La mujer de Federico ejerció de anfitriona con sus invitados vietnamitas.

Los daneses están volcados con su princesa. Desde las redes le muestran su apoyo en este momento "devastador y desagradable" para la familia. Además, resaltan que la familia de Mary se encuentra muy lejos, en su Australia natal, y que la mayoría de las personas de su entorno, como los amigos, forman parte del círculo de Federico. Una gran reflexión sobre la soledad que acompaña a la abogada australiana. Algunos seguidores daneses instan al heredero a que dé explicaciones. "No tiene por qué hacerlo por los daneses, sino por su esposa y por sus hijos".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud