Casas Reales

Irene Urdangarin deja la carrera antes de empezarla porque quiere conocer mundo y decidir qué hacer

Irene Urdangarin, que cumplió 18 años el pasado 5 de junio, ha terminado el bachillerato y ahora inicia una etapa en su vida pero no lo hará como se había previsto, inciando la carrera de hostelería. La benjamina de la infanta Cristina quiere pasarlo bien y conocer mundo.

Pasadas las Navidades viajará a Camboya, un destino sugerido por su hermano Juan, que estuvo allí hace cinco años con la fundación del jesuita Kike Figaredo. También le apetece a la joven ir a Mozambique y otros lugares exóticos. Ya tendrá tiempo de estudiar. Irene sufrió en los estudios desde que su padre se echó la amante que todos conocemos. Bajó el rendimiento académico.

Ainhoa Armentia

Quiere compensar el calvario de los últimos años. No ha debido ser fácil para la joven ver a su padre en la cárcel, condenado por ladrón, a su madre paseando por los banquillos o ser testigo de la muy mediática separación de sus padres tras descubrirse que su padre vivía una apasionada relación extramatrimonial con una compañera de trabajo llamada Ainhoa Armentia. Sus padres siguen casados y están aún negociando el divorcio.

Cuenta la revista Hola que Irene ha decidido tomarse un año sabático antes de empezar la universidad para vivir nuevas experiencias y trabajar como voluntaria en un proyecto de cooperación. Hace 40 años, su madre hizo algo parecido y vivió en Londres para después estudiar la carrera de Políticas y Sociología.

Irene ha cambiado de opinión y ya no quiere hacer hostelería. No irá a la carísima y prestigiosa escuela de, la École Hôtelière, de Lausana. Este verano ha viajado por España, Grecia, Francia y Abu Dabi, donde visitó a su abuelo materno, y ha salido de fiesta con su prima Victoria Federica, que de eso sabe un rato.

En los próximos días la veremos en la boda de un primo suyo en Barcelona y sobre todo en la celebración de la mayoría de edad de su prima, princesa Leonor, en el palacio de El Pardo a finales de octubre, donde verá a toda su familia reunida, aunque no a su padre, previsiblemente, que sigue siendo un apestado para la Familia Real y es persona non grata para Felipe VI y doña Letizia.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud