Casas Reales

La joven atropellada por Victoria Federica ya está curada: no hubo esguince ni fisura en el pie

No se produjo ni un esguince, ni una fisura. El pie de María, la joven a la que pisó el caballo de Victoria Federica en la Feria de Abril ya está bien y prácticamente recuperado de la fuerte contusión en el empeine que le produjo la pisada del equino. Un segundo diagnóstico en una clínica privada lo confirma.

El "tutor" de la hija de la infanta Elena, Nicolás Murga, ha sido el encargado de acudir este miércoles, alrededor de las 11 de la mañana, con María a un centro médico privado, pagado por Victoria Federica, para someter a la muchacha accidentada a unas segundas pruebas médicas y así asegurar el diagnóstico.

Lea tambiénLa reacción de Victoria Federica tras el atropello con caballo a una joven en Sevilla: ¿ha pedido perdón?

Según publica Vanitatis, fuentes cercanas a la sobrina de rey Felipe VI aseguran y confirman que "no hubo esguince", y que tampoco se ha producido rotura ni fisura en el pie. El entorno de la hermana de Froilán se muestra aliviado tras conocer los resultados de este segundo "chequeo" del pie. La joven va a poder recuperar el ritmo normal de su vida en los próximos días, ya que las pruebas muestran que las consecuencias del incidente con la montura fueron mucho menos graves de lo que indicaron en el hospital de Sevilla inicialmente.

Este accidente ha convertido a Victoria Federica en la protagonista de la crónica social de lo que pasa en El Real de la Feria este año. Inicialmente las informaciones indicaban que la prima de Leonor no se había preocupado de la joven atropellada cuando ocurrió el accidente, y había seguido su camino como si no ocurriera nada.

Después se supo que Vic sí había advertido con un "cuidado, cuidado" del peligro a la muchacha a la que pisó su caballo, y que se ha mantenido muy preocupada por el estado de su pie en todo momento. Por esa razón, ordenó a Nicolas Murga, cuyo papel de "tutor" de Vic ha salido a la luz debido al incidente, que se encargara de todos los cuidados que María necesitase en Madrid.

Sin embargo, el "mal" ya estaba hecho, y el torrente de memes y publicaciones en las redes sociales aludiendo a la posible actitud altiva y soberbia de la nieta del rey emérito no ha cesado desde el día del atropello.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud