Casas Reales

Urdangarin trata de levantar su ánimo en Estados Unidos tras su llanto desconsolado con Ainhoa Armentia

Las impactantes imágenes de Iñaki Urdangarin llorando en el interior de su coche y en compañía de Ainhoa Armentia hace unos días dieron mucho de que hablar. Tras la publicación de las imágenes, el ex de la infanta Cristina tiene una cita familiar en Estados Unidos.

Lea tambiénAfirman que Iñaki Urdangarin está al límite y "necesita tratamiento"

Este mismo viernes 19 de agosto se casa su sobrino Iñaki Flood en Minnesota, donde viven los novios y Cristina, la madre del novio y hermana de Urdangarin. El joven está muy unido a su tío. Se casa con una especialista en biomedicina con la que se comprometió hace alrededor de un año en unas románticas vacaciones en Bidart, la localidad francesa donde siempre pasan sus vacaciones los Urdangarin (y en su día Cristina).

No es la única cita que ha tenido en Estados Unidos en los últimos días, ya que el pasado sábado también se casó la hermana de Iñaki Flood, Nuala. No ha trascendido si Armentia ha acompañado a su novio en estas dos citas familiares. Quizá todavía es pronto para adentrarse de lleno en la familia del todavía cuñado de Felipe VI

Lea tambiénIñaki Urdangarin, nervioso y angustiado, llora desconsolado junto a Ainhoa Armentia

El ex jugador de balonmano tiene familia repartida en varias partes del mundo. Cuenta con otro sobrino (hermano del novio), Eamon Patrick, en California. Él también se casó en 2019 en Malibú y hasta allí viajaron Cristina y varios de sus hijos. Lo hicieron sin Iñaki, que todavía se encontraba entre rejas.

El llanto desconsolado de Iñaki

A pesar de estas grandes citas familiares, no todo son alegrías. Este miércoles se publicaron unas impactantes imágenes del ex duque de Palma llorando desconsolado en el interior de su coche. La escena tuvo lugar en las inmediaciones de Imaz & Asociados, el bufete donde trabaja Ainhoa y donde los dos se conocieron cuando él también trabajaba allí durante su tercer grado. El nerviosismo y la angustia de Iñaki era más que evidente. Nunca antes lo hemos visto así, ni siquiera en sus peores momentos como carcelario. Incluso hay quien asegura que está al límite y que "necesita tratamiento"

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin