Casas Reales

Juan Carlos I y las claves para entender el caso Corinna: será juzgado por presunto acoso

Luz verde a la demanda de Corinna Larsen contra el padre de Felipe VI por un presunto acoso. Es una de las principales conclusiones del Tribunal de Apelaciones de Londres tras la vista del lunes 18 de julio. El tribunal, eso sí, determina que el emérito podrá ser investigado por los hechos que tuvieron lugar a partir de junio de 2014, fecha de su abdicación. Lo que significa que los jueces que instruyen el caso autorizan a los nuevos abogados de don Juan Carlos a recurrir el fallo del pasado marzo que le retiraba su inmunidad.

La demanda de la alemana sigue su curso y el padre del jefe del Estado podrá ser investigado por los hechos posteriores a 2014. Queda pendiente el recurso de apelación sobre su inmunidad mientras era Rey.

Este 18 de julio, el letrado Guy Martin, que defiende al ex jefe del Estado, presentó ante la Corte de Apelaciones de Londres sus alegaciones para sacar adelante un recurso contra el auto del juez que retiró la inmunidad al padre de Felipe VI. Uno de los argumentos de la defensa ha sido que el emérito pertenece a la Casa Real y que aparece en la web oficial de la Casa. Sin embargo, su marcha a Abu Dabi en agosto de 2020, que haya mantenido su residencia en Emiratos y que no dependa económicamente de la Casa (don Felipe le retiró su asignación en marzo de 2020) son circunstancias que no han ayudado al emérito. Todo lo contrario: han inclinado la balanza en contra.

El nuevo abogado de Juan Carlos I insistió en que los actos que se llevaron a cabo desde el CNI, que son objeto de denuncia de la princesa alemana, se hicieron como actos de Estado. A este respecto, la defensa de la ex amante del emérito ha valorado la vista del 18 de julio como un éxito, ya que demuestra, según recoge OK Diario, que la actuación del CNI fuera de España fue ilegal y que Féliz Sanz Roldán actuó a título personal siguiendo las órdenes del entonces monarca que le instruyó, también a título personal, y no como un acto de Estado.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Amalia
A Favor
En Contra

¿No queda alguna guillotina antigua que se pueda restaurar?.

Si no la hay, construyamos una de titanio radioactivo por si falla en el corte, que termine el trabajo la radioactividad que al parecer es ecológica.

Puntuación 1
#1