elEconomista.es

María Jesús Ruiz se declara a su ex por San Valentín tras romper con Gil Silgado

14/02/2018 - 18:29

La modelo aprovecha el día de los enamorados para confesar su amor hacia Julio Ruz y pedirle perdón tras haberlo abandonado por su anterior pareja, Gil Silgado (56): "Si de algo estoy orgullosa es de haberte conocido. Y si de algo me arrepiento es de que no estés ahora abrazándome", le ha dicho.

En los últimos seis meses, la vida amorosa de María Jesús Ruiz (35) ha sido como una montaña rusa. De preparar su boda con Ruz, padre de su hija pequeña, pasó  a anunciar su ruptura. Tras este fracaso amoroso, la modelo volvió con su anterior pareja, Gil Silgado, con quien tuvo a su primera hija. Pocos meses después parece que la reconciliación no ha salido como ella esperaba y se ha vuelto a quedar soltera.

Esta situación le ha servido a Ruiz para darse cuenta de que sigue enamorada de Julio Ruz. Por eso, la modelo ha aprovechado que hoy es el día de los enamorados para confesar su amor en Instagram.

"Sé que te perdí, sé que no has podido más, sé que te hice daño, sé que no ha habido ni habrá nadie como tú en mi corazón. No puedo aguantarlo más, te amo y te quisiera compartir todo contigo. Y para siempre. Si de algo estoy orgullosa es de haberte conocido. Y si de algo me arrepiento es de que no estés ahora abrazándome. Sí, te quiero ! Sí, te amo. ¡Sí, quiero!", ha escrito la empresaria.

De momento, la romántica declaración no ha tenido respuesta por parte del empresario. Aunque sí por parte de sus seguidores, que no han parado de pedirla que aclare su cabeza y su corazón por "el bien de sus hijas".


PUBLICIDAD


Contenido patrocinado

Otras noticias








Comentarios 2

#1
15-02-2018 / 01:29
Puntuación 3   A Favor   En Contra

Tía....Haztelo mirar muy seriamente y con carácter de urgencia!!!!! Qué poca dignidad, clase y categoría, bonita.

#2
15-02-2018 / 01:32
Puntuación 4   A Favor   En Contra

Qué tipa más PARÁSITA....no saber vivir por ti misma, sin que tenga que ser a costa de un tío?.....eres una vergüenza de mujer.